Elegir bien la bota de fútbol

Una buena elección a la hora de elegir bota de fútbol siempre es necesaria, pues de lo contrario, como dicen los especialistas de Marianssport, se pueden producir una serie de lesiones en zonas de las rodillas o en los pies.

Lesiones cuando se usa una bota de fútbol poco adecuada

Cuando no se elige bien la bota, no va a afectar de la misma manera a todos los jugadores. En este sentido dependerá de cómo es el jugador y cómo se produjo la lesión.

Hay que pensar que las botas de fútbol tienen una serie de características que las hacen realmente especiales, como son los tacos.

Factores importantes para elegirlas

Fundamental saber la clase de césped sobre el que jugaremos. Cada modelo de bota se ha diseñado para una clase de superficie, césped natural o artificial. No va a depender de la condición natural o artificial, otros aspectos como el mantenimiento que se haga o la calidad también son importantes.

En el caso de que el césped artificial sea de moqueta, lo mejor es que para evitar que se produzcan lesiones usemos botas sin tacos, los cuales van a incorporar surcos transversales o rugosidades. A estas se le llaman “Turf” las cuales tienen un menor agarre al suelo, pero lo que hacen es evitar las lesiones que se generan por la torsión o el impacto.

Cuando el cédped pertenece a la gama media, se pueden usar botas multitaco, y si el césped artificial es de última generación, se van a usar las botas con menores tacos y más grandes.

Hay que asegurarse de que son botas para césped artificial y dependiendo de la marca a la que pertenezcan tendrán un identificativo u otro.

Si lo que hacemos es practicar el deporte sobre superficie de césped natural, hay que analizar la calidad del mismo. En el caso de que el campo no cuente con un mantenimiento bueno y no se tenga amortiguación, lo mejor será usar botas multitaco.

Las botas que tienen tacos aluminio o mixtas solo se deben usar en campos de césped natural donde el mantenimiento sea realmente bueno.

Algunos especialistas dicen que en los terrenos duros como la arena, lo mejor es optar por la bota multitaco, pero si se juega en césped artificial, habrá que decantarse por un taco de goma. Si jugamos en cédped natural, habrá que elegir un taco de aluminio.

Otro aspecto importante es la anchura que tendrá la horma, pues también es importante a la hora de prevenir lesiones. Algunas como la clásica rotura del quinto metatarsiano son por hormas estrechas.

Las plantillas a medida o las hormas personalizadas, son de gran ayuda cuando se quieren evitar este tipo de lesiones.

La rigidez que tenga la suela va a ser un elemento fundamental en la elección, pues debe flexionar por la zona del metatarso y no por el centro de la bota en cuestión.

¿La elección de la bota influye en el rendimiento?

Aquí debemos hablar de que este concepto solo tendría que importar de verdad al jugador profesional. Lo primero es dar prioridad a la salud por encima del rendimiento. En este sentido, el jugador que se dedica a ello profesionalmente puede optar por tacos de clase mixta para no resbalar en un césped mojado o de gran humedad. Esto lo que hará es priorizar el rendimiento por encima de otras cosas.

Si se profundiza en todo esto, hay que tener en cuenta que la elección de la bota va a ejercer una clara influencia en cuanto a la estabilidad, pues se evitará resbalar y poder sufrir lesiones cuando se produzcan movimientos que no sean normales, que son los que producen esguinces.

Algo importante en esta clase de calzado es el número de tacos y la forma que tienen los mismos. Cuantos más tacos tienen, mejor es el reparto de peso en cuestión y menores puntos de hiperpresión van a aparecer.

Si hablamos de la forma de los tacos, todo esto tiene una clara referencia a la posición del jugador. Los tacos acostumbran a ser de forma redonda, triangular y en forma de media luna.

Cuando se quiere pivotar sobre uno mismo y hacer giros, lo mejor es optar por los redondos, pues ayudan bastante a que se haga este gesto. Hay posiciones en las que el jugador debe hacer arrancadas y movimientos altamente explosivos, donde va a ser preciso contar con un agarre óptimo, donde lo mejor será decantarse por los triangulares o de media luna. Saber estos detalles puede ayudar a evitar una lesión. Así que no lo olvides.